"Ni la Ciencia oficial y consagrada ni otra fe ninguna puede hacer más que procurar que se cumpla lo previsto, que no se haga más que lo que está hecho, y que no nos pase nada del otro mundo". Mentiras principales, Agustín García Calvo

Psilocybe: los científicos descubren cómo estos hongos expanden la mente

Por Robin Carhart-Harris, 5 de julio de 2014

slate.com

Psilocybe mexicana. Imagen: Wikipedia

Psilocybe mexicana. Imagen: Wikipedia

La psilocibina es una sustancia química que se encuentra en ciertos hongos del género Psilocybe que tiene propiedades psiquedélicas.

Las sustancias psiquedélicas alteran la conciencia de una manera profunda, aumentando la amplitud y fluidez de los procesos cognitivos. Sin embargo, hasta hace poco no se ha comprendido el mecanismo por el cual se producían esos efectos por la alteración de las funciones cerebrales.

En un nuevo estudio, publicado por Human Brain Mapping, se exploró el cerebro de varios voluntarios a los que se inyectó la psilocibina, la sustancia química que se encuentra en esos hongos, y también el de un grupo de control a los cuales no se les inyectó. Descubrimos dos cosas fundamentales: que la psilocibina incrementa la amplitud de la actividad de ciertas regiones del cerebro que se activan durante los sueños y forman parte del sistema emocional del cerebro; y que los psiquedélicos facilitan un estado de amplitud de conciencia, lo que significa que las asociaciones realizadas por el cerebro se ven reforzadas por la sustancia.

Este hallazgo de que aparezca un patrón similar al del sueño es fascinante. Mientras que los estados psiquedélicos se han comparado con el de los sueños, se observó un efecto opuesto en la red cerebral de la que obtenemos la conciencia del yo ( lo que se denomina sistema del ego o red neuronal por defecto). En pocas palabras, mientras que la actividad se incrementa en el sistema emocional, se hizo más inconexo y reposado el sistema del ego.

Las evidencias de este estudio, en base a los datos preliminares de los estudios de imágenes cerebrales realizados con el LSD, parecen apoyar el principio de que los estados psiquedélicos producen una quietud de la actividad del sistema del ego, permitiendo una desinhibición en el sistema emocional. Y esto explicaría por qué los psiquedélicos han sido considerados como unos útiles que facilitan el trabajo en ciertas formas de psicoterapia.

También observamos la gamas de configuraciones de conectividad o motivos en el sistema emocional, y encontramos una gama más amplia de motivos bajo los efectos de la psilocibina, que aparecían a la par que los efectos psicológicos producidos por la sustancia.

Se trata de un análisis muy novedoso y su validez tiene aún que ser probada, pero puede ofrecer una visión de la base biológica de la expansión de la conciencia, lo que a menudo se establece como una de las señas de identidad de las experiencias psiquedélicas.

Nuestra investigación sobre los efectos cerebrales de las drogas psiquedélicas comenzó en la Universidad de Bristol en 2009 y continúa en la actualidad en el Imperial College de Londres y la Universidad de Cardiff.

Estábamos interesados en la idea de que los psiquedélicos facilitan la comunicación en el cerebro, y más específicamente en la red neuronal por defecto del cerebro, posiblemente la mejor base biológica que explica la conciencia del yo, que normalmente lo que hace es reprimirla.

Nuestro primer estudio, publicado en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias en 2012, reveló una disminución en la actividad cerebral después de la inyección de psilocibina, localizada en la red neuronal por defecto.

Este hallazgo es emocionante, porque sincroniza con la idea de que los psiquedélicos causan una temporal disolución del ego, en otras palabras, disminuye la conciencia de tener una firme e inamovible personalidad. Nuestra nueva investigación avanza en la comprensión de cómo sucede todo esto.

La comprensión de los mecanismos cerebrales que facilitan la fluidez cognitiva bajo el efecto de los psiquedélicos puede ofrecer una visión de cómo estas sustancias pueden ser psicológicamente útiles, por ejemplo, para ayudar a los pacientes en experimentar una liberación emocional en psicoterapia o potencialmente para mejorar el pensamiento creativo.

—–

Robin Carhat-Harris es investigador en el Centro de Neuropsicofarmacología en el Imperial College de Londres.

—–

Procedencia del artículo: http://www.slate.com/articles/health_and_science/medical_examiner/2014/07/psilocybin_in_brain_scans_magic_mushrooms_mimic_sleep_and_enhance_associations.html

Artículos relacionados:

https://noticiasdeabajo.wordpress.com/2011/05/11/%C2%BFpueden-las-drogas-alucinogenas-hacerle-mas-feliz/

El excelente libro de Antonio Escohotado sobre las drogas:

Historia general de las drogas

—-

 

 

Etiquetado como: , , , , , , , , , ,

Clasificado en:Régimen científico, Régimen sanitario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Entradas agrupadas por mes de publicación

A %d blogueros les gusta esto: