"Ni la Ciencia oficial y consagrada ni otra fe ninguna puede hacer más que procurar que se cumpla lo previsto, que no se haga más que lo que está hecho, y que no nos pase nada del otro mundo". Mentiras principales, Agustín García Calvo

Reseña de una conferencia sobre las consecuencias del desastre nuclear de Fukushima

Por Richard Wilcox, Ph.D, 6 de abril de 2013

Activist Post

Construcción de uno de los reactores de la central nuclear de Fukushima

Construcción de uno de los reactores de la central nuclear de Fukushima

Cuando nos damos cuenta de que estamos todos locos, los misterios desaparecen y la vida se explica de forma cabal” – Mark Twain

En Estados Unidos se tiene el derecho a ser estúpido” – John Kerry, Secretario de Estado de los Estados Unidos (1)

Vivo en un mundo contaminado” – Hiroaki Koide

El control del proceso de la fisión nuclear es el uso que hace la Ciencia y la Tecnología para ejercer el poder político” – SG Vombatkere (2)

Han pasado dos años desde el desastre nuclear de Fukushima. A pesar de que el accidente de Chernobyl fue el peor accidente nuclear de la historia, en los días inmediatamente posteriores al 11 de marzo de 2011, día en el que se produjo un terremoto de magnitud 9,03 y un tsunami con olas de 40,5 metros de altura, al mismo tiempo que se producía la crisis nuclear de Fukushima otras centrales nucleares del noreste de Japón también registraron problemas (3). Puestos en la peor de las situaciones, la radiación podría haber alcanzado una de las mayores ciudades del mundo, Tokio, con 35 millones de personas que se habrían visto obligadas a abandonar su lugar de residencia. Es algo difícil de imaginar, sin embargo el Primer Ministro de Japón en aquel tiempo. Naoto Kan, consideró esa posibilidad.

Actualmente existe un creciente, aunque de momento pequeño, consenso sobre la gravedad de la situación nuclear de Fukushima. ¿Qué pasó, qué pudo haber pasado, por qué sucedió y qué está por venir?

Caldicott contra la Industria Nuclear

La activista y médico Helen Caldicott reunió recientemente a un grupo formado por los expertos más destacados a nivel mundial para que hablasen sobre la situación actual:

Consecuencias médicas y ecológicas del accidente nuclear de Fukushima fue una conferencia de dos días de duración que ahora se publica en la red (4). Celebrada en la Academia de Medicina de Nueva York los días 11 y 12 de marzo de 2013 ha sido “la única en la que un grupo internacional de destacados científicos, médicos y biólogos, ingenieros nucleares y experto en política han expuesto las consecuencias médicas y ecológicas de la catástrofe de Fukushima”, un proyecto de la Fundación Helen Caldicott, copatrocinada por Médicos por la Responsabilidad Social.

Noel Wauchope, perteneciente al recomendable sitio web “nuclear-news.net” (5), asistió a la conferencia. Es alguien que tiene experiencia en cuestiones nucleares, y por otro lado conoce muy bien la política y la cultura de Australia. Hay que tener en cuenta que uno de los principales sectores de la economía de Australia es el de la extracción de uranio. Wauchope ha seguido la trayectoria de Caldicott y señaló que “se hizo muy famosa y conocida en Australia en 1971. Fue ella la que presionó al Gobierno australiano para que exigiese a Francia el cese de las pruebas nucleares atmosféricas” (6,7).

Wauchope señaló que, debido al buen conocimiento de Caldicott de las cuestiones nucleares, es vista por las autoridades australianas como una amenaza. Su franqueza les resulta molesta, como algo ajeno al discurso educado y aceptable.

Esta visión también es asignada a gran parte del movimiento ecologista. Australia es un país muy conformista. Los antinucleares y movimientos ecologistas hacen todo lo posible por mostrarse con corrección, con explicaciones detalladas y cualificadas, pero gran parte de lo que dicen resulta incomprensible para el común de la gente. Caldicott no encaja” (Wauchope, comunicación personal, 30 de marzo de 2013).

Contenido de la conferencia

La conferencia para un mayor conocimiento de los efectos de la energía nuclear, incluyó dos discursos de los moderadores, veinte ponencias, una larga pregunta y los períodos de respuesta.

  • Participaron cuatro portavoces japoneses, entre ellos el ex Primer Ministro de Japón Naoto Kan, quien habló por vídeoconferencia de la difícil situación de Japón durante la catástrofe del 11 de marzo.

  • Un ingeniero nuclear de Kyoto especialista en seguridad y control radiológico, Hiroaki Koide, que ofreció un análisis de los errores de la tecnocracia nuclear de Japón, cómo se produjo la fusión del núcleo de los reactores y sus efectos en el país. Koide ese partidario del cese total de producción de energía por medio de centrales nucleares en Japón, y afirmó “que incluso el Gobierno reconoce que no habría ningún problema de suministro de energía eléctrica en Japón si cerrase todas sus plantas nucleares”.

  • Hisako Sakiyama resumió los muchos efectos que está teniendo la catástrofe nuclear, incluidas las políticas. Por ejemplo, los libros de texto japoneses de enseñanza secundaria que han publicado después del incidente del 11 de marzo sólo mencionan el desastre nuclear en la introducción, y no se da ningún detalla más en los contenidos. Hacen caso omiso de cómo se produjo la fusión de los reactores y hasta dónde se ha extendido la contaminación radiactiva. La ponencia de Sakiyama puso al descubierto la propaganda y mentiras del Gobierno, queriendo dar la sensación de que no había peligro de radiación.

  • Akio Matsumara, un diplomático muy conocido internacionalmente por denunciar los peligros del accidente nuclear. Se planteó la cuestión de la seguridad nacional desde una perspectiva política y describió cómo los accidentes nucleares amenazan la seguridad internacional. Los Gobiernos del mundo están tomando un peligroso rumbo al enterrar la cabeza en la arena, ignorando los peligros nucleares.

El desastre de Fukushima, Made in America

  • El ingeniero nuclear, ya jubilado, Arnie Gundersen, dice que se trató fue un desastre “Made in America”, ya que los reactores que se vendieron a Japón fueron diseñados aquí. Observó un “moderado punto crítico” y una explosión en el reactor nº 3, que como se recordarán se corresponde con aquellas imágenes con la famosa nuble en forma de hongo. La mayoría de los científicos piensan que se trató de explosiones de hidrógeno, que de alguna manera perciben como algo más benigno. Sin embargo, Gundersen mostró con una evidencia irrefutable que el reactor nº 3 alcanzó tales temperaturas en los días posteriores a la explosión que se liberó cesio radiactivo en cantidades mucho mayores a las indicadas por Tokio Power Company (TEPCO) y que el Gobierno japonés no ha reconocido hasta ahora.

    Durante el período de preguntas y respuestas, Gundersen señaló que TEPCO podría haber detenido la fuga de agua radiactiva al Océano Pacífico, pero para ello tendría haber construido una zanja de zeolita en torno a los reactores y tendría haber succionado el agua subterránea de la parte inferior de la planta antes de que se contaminase. Era una opción técnica viable, pero TEPCO dijo que era demasiado caro, por lo que admite que la contaminación del agua marina seguirá de forma indefinida.

El poder de la prevención

  • David Lockbaum, de la Unión de Científicos Preocupados, dijo que el desastre se podía haber evitado fácilmente si TEPCO hubiese tomado una serie de medidas muy simples y directas. En otras palabras, sólo su codicia y estupidez causó el accidente. Sin embargo, Lockbaum no tiene en cuenta que los daños sufridos en el reactor nº 1 fueron causados por el terremoto, antes que por el tsunami.

  • Steven Starr, de Médicos por la Responsabilidad Social, habló de la contaminación por cesio: “menos de dos gramos de cesio 137, un trozo más pequeño que una moneda de 10 céntimos, si se trocea en micropartículas y se esparce de forma uniforme en una superifice de una milla cuadrada, ese terreno se convierte de forma inevitable en una zona de exclusión. El cesio 134 y 137 son los principales elementos liberados por el accidente, y se han dispersado por Japón y por el océano.

No coma los gusanos

  • Tim Mousseau ofreció datos irrefutables y concluyentes que muestran el impacto de la radiactividad a bajas dosis en la vida silvestre en el entorno de Chernobyl. En otras palabras, cuanto mayor es la dosis, mayores son los daños producidos. Su equipo continúa investigando los efectos del accidente de Fukushima en la vida silvestre y han encontrado inquietantes similitudes: defectos congénitos, mutaciones genéticas y aparición de tumores. Si eso les ocurre a insectos y aves, también puede suceder en los humanos.

  • El renombrado oceanógrafo Ken Buesseler habló sobre los efectos de la radiación de Fukushima desde las explosiones iniciales y la fuga de agua radiactiva desde los reactores dañados. Aunque gran parte de la radiación se ha diluido en el océano, hay una corriente oceánica que arrastra buena parte de esa contaminación hacia la costa del Pacífico de los Estados Unidos. El flujo de la radiación en el océano es un proceso complejo, todavía poco conocido y, por lo tanto, no se entiende todavía muy bien.

Riesgo para la población

  • David Brenner de la Universidad de Columbia -… que realiza modelos de riesgo por exposición a la radiación- reconoció que 500 de cada millón de personas expuestas a la radiación en Fukushima podrían desarrollar cáncer. Mientras que el riesgo individual debido a la radiación puede ser pequeño, el riesgo para la población es elevado. Brenner dice que el estudio que se realizó tras la explosión de la bomba de Hiroshima es el “estándar de oro” para la comprensión de la epidemiología de la radiación. Pero como veremos más adelante, el Dr. Steve Wing dice que el estudio realizado en Hiroshima es un modelo muy deficiente para la comprensión de los efectos de la radiación.

  • El científico ruso Alexei Yablokov presentó un Informe contundente sobre los devastadores efectos sobre la salud del accidente de Chernobyl [El estudio de Alexei Yablokov aparece citado en el siguiente artículo: https://noticiasdeabajo.wordpress.com/2012/05/24/las-evidencias-senalan-que-al-menos-se-ha-producido-un-millon-de-muertos-por-el-accidente-nuclear-de-chernobyl/]La crítica que realiza Yablokov contradice la versión oficial de los hechos, defendida por organismos como las Naciones Unidas al decir que está “basado en una metodología válida”. En Ciencia unos supuestos erróneos que utilizan unos datos no válidos producen malos resultados. En el Informe de Yablokov se recogen los datos más exhaustivos hasta la fecha, y habla de más de un millón de casos de cáncer debido a la contaminación radiactiva. Ha documentado los terribles efectos sobre la salud para bebés y niños de Rusia y Europa, y los relaciona como consecuencias de tal contaminación.

Violación de la condición femenina

  • El médico genetista Wladimir Wertlecki expuso la propaganda que utiliza la Organización Mundial de la Salud (OMS), que ya tiene preparadas las frases para soltarlas en dondequiera que se produzca un desastre nuclear. Por ejemplo, “ningún riesgo inmediato para la salud” se usa siempre, independientemente que lo elevadas que sean las emisiones radiactivas, sin investigación previa, y que suelta tras cada accidente con el fin de calmar a la gente. Los estudios epidemiológicos realizados por Wertelecki en Chernobyl contradicen los hallazgos de la OMS, y mostró los efectos genéticos en niños y mujeres, con unas elevadas tasas de mortalidad no sólo en Ucrania, sino también en Bielorrusia y Rusia, y en muchos países europeos.

  • El biólogo Ian Fairlie señaló que 3000 personas en Japón podrían morir debido al accidente de Fukushima. Fairlie atacó lo que dice la OMS sobre los efectos de la radiación, que considera deficiente y con una visión muy conservadora de las tasas de mortalidad. Admitió que sus cálculos no incluyen los efectos internos por el consumo de isótopos radiactivos presentes en el agua y los alimentos. Fairlie mostró un mapa elaborado a partir de los datos oficiales, y comparó las áreas y la densidad de radiación en Chernobyl y Fukushima. Si bien el área que resultó afectada en Fukushima es menor que la de Chernobyl, no tiene en cuenta la radiación que fue vertida al océano. Un mapa que incluyese esto habría mostrado unas áreas similares en tamaño.

  • El experto en salud pública Steve Wing establece los peligros para la salud en Fukushima en función de lo ocurrido en otros accidente nucleares, como el Chernobyl o el Three Mile Island, y realiza un excelente trabajo al explicar las complejidades que la biología de la radiación tienen para el no versado. Wing echa abajo los estudios realizados sobre los efectos de radiación en Hiroshima por ser demasiado optimistas en cuanto a los efectos perjudiciales en la salud, debido a que se excluyeron muchos datos. Hizo hincapié en que la Ciencia, la Ética y la Política deben ser consideradas en su contexto, ya que las declaraciones de los expertos siempre deber ser examinadas. La falta de un pensamiento crítico y el fracaso para cuestionar la autoridad por parte de la gente ha llevado al triste estado actual de la Ciencia.

  • Joe Mangano, también habló de los peligros de la radiación, y mostró los datos sobre mortalidad infantil en la coste Oeste de los Estados Unidos, que aumentó considerablemente después de la catástrofe de Fukushima. Mangano destaca la necesidad de un pensamiento crítico unido a la acción cívica con el fin de proteger a la gente. Tanto Mangano como Wing advierten que uno de los mayores desafíos en la actualidad para la comunidad científica es el de la corrupción, la corrupción del método científico.

La Humanidad en el colmo de la locura

  • Sobre la cuestión de las barras de combustible gastado y de su almacenamiento temporal en las centrales nucleares, Robert Alvarez señaló que todavía las piscinas de combustible gastado siguen siendo una terrible amenaza para la seguridad pública en caso de un gran terremoto. La gran cantidad de material radiactivo almacenado en esas piscinas podría liberarse y producir un incendio radiológico de consecuencias catastróficas. Las piscinas de combustible gastado de los Estados Unidos y de Japón están situadas en la misma planta, un diseño peligroso y miope, para ahorrar espacio y dinero.

Un envenenamiento intencionado

  • Cindy Folkers habló en nombre del grupo Beyond Nuclear. Folkers recalcó la ausencia de una normativa clara sobre la radiación presente en los alimentos que consumimos y recomendó que no se permitiesen más de 5 becquerelios por kilogramos, pero incluso por debajo de ese nivel tampoco existe una total seguridad. Por ejemplo, en los Estados Unidos se permiten 1200 becquerelios por kilogramo como límite de seguridad, e incluso se permiten niveles más altos en los alimentos. [En Europa: la cantidad de cesio radioactivo 134 y 137 pasa de 370 Bq/kg para los lácteos y 600 Bq/kg para los demás productos, a 1.000 Bq/kg y 1.250 Bq/kg, respectivamente. Para justificar su decisión, la Comisión ha desempolvado un reglamento de 1987 relativo a la protección sanitaria en caso de accidente nuclear, aprobado tras el accidente de Chernobyl. Más información: https://noticiasdeabajo.wordpress.com/2011/04/04/europa-%E2%80%9Cen-estado-de-emergencia-nuclear%E2%80%9D/] El cesio se acumula a mayor velocidad en el cuerpo de la que podemos deshacernos de él, por lo tanto, el consumo diario de alimentos con unos pocos becquerelios hace que se acumulen varios miles en el tiempo. De hecho, Folkers descubrió un envenenamiento intencionado, por parte del Gobierno y de la Industria Nuclear, de los alimentos con radiactividad con el objeto de señalar que son aceptables los alimentos contaminados. Folkers destacó los siguientes aspectos: la acumulación de cesio en el medio ambiente, que los seres humanos ha estado expuesto desde hace tiempo a este tipo de contaminación, que los estudios muestran daños en la salud de los niños expuestos a dosis muy bajas de cesio y la falta de información a la gente sobre los niveles de cesio en los alimentos.

  • Mary Olson mostró una serie de datos en los que no se incluían los efectos de la radiación en mujeres y niños. Los efectos de la radiación en las niñas es, en proporción, mucho más dañina que en las personas mayores, y, sin embargo, esta información se mantiene oculta por parte dela Industria nuclear.

No queremos residuos nucleares

  • Kevin Kamps, que forma parte de uno de los movimientos antinucleares más informados y mejor articulados, explicó la historia de la energía nuclear y de los accidentes que se han producido, que parecen sucederse con una regularidad asombrosa. También planteó los problemas económicos, logísticos y de almacenamiento de los residuos nucleares, que pueden resultan peligrosos durante miles de años. Incluso el almacenamiento a corto plazo de los residuos nucleares está resultando costoso y difícil.

Tenga en cuenta las observaciones

  • David Freeman, un veterano analista de la Industria de la Energía, fue Presidente de la Autoridad del Valle de Tennessee en 1970 (TVA). La TVA surgió con la Gran Depresión y es famosa por producir electricidad y fomentar el desarrollo económico en el sureste de los Estados Unidos. Freeman señaló que la Industria Nuclear comenzó como un pretexto para la fabricación de bombas de hidrógeno, y al principio nunca fue tomada en serio para la producción de energía y su uso civil. Fue en la década de 1960 cuando se construyó la primera planta nuclear, pero la Energía Nuclear nunca ha sido rentable en comparación con otras fuentes de energía tradicionales. El sobrecoste estará siempre asociado a la Industria Nuclear. Mientras que las empresas privadas se llenan los bolsillos con el dinero público, los costes de deshacerse de los residuos nucleares lo dejan para las generaciones futuras , de modo que la estafa seguirá durante mucho tiempo. Freeman describió con franqueza ante un auditorio de unas 200 personas que el movimiento antinuclear está actualmente muerto y que no realiza ningún cambio en las actitudes de la cultura dominante. Señaló incluso que los activistas antinucleares no pueden siquiera conseguir que los movimientos ecologistas incorporen a sus programas los riesgos para la salud de la radiación. Entonces, ¿cómo esperar que llegue su mensaje a la mayoría de las personas? Alentó a los activistas antinucleares a que hablasen con un lenguaje claro y sencillo, para que así la gente sea consciente de las graves amenazas a las que nos enfrentamos desde el culto a lo nuclear.

  • Herb Abrams completó las ponencias con más información sobre la historia y el desarrollo de los modelos de evaluación de riesgos de la radiación, y el sesgo en los modelos establecidos.

Nadamos en una sopa tóxica

  • El moderador de la Conferencia, Donald Louria, hizo una observación sobre un enfoque holísitico para la evaluación de la bioacumulación de los riesgos existentes para la salud humana. No se trata ya sólo de los peligros de la radiación, sino de otras amenazas a nuestro sistema inmunológico., Louria señala que también la pobreza, la desnutrición y los mutagénicos deben ser considerados como una amenaza y situados al lado de la radiación. A esto habría que añadir los productos químicos sintéticos utilizados por la Industria, contaminando el medio, muchos de ellos usados diariamente, los productos químicos añadidos a los alimentos procesados (8), los alimentos modificados genéticamente que pueden dañar e incluso reprogramar el ADN de los seres vivos (9); aerosoles lanzados a la atmósfera en ensayos de Geoingeniería (10), y la radiación electromagnética (teléfonos móviles, tecnología inalámbrica) (11).

Todas las ponencias están disponibles en vídeo y haciendo click sobre el nombre del participante puede acceder directamente a su ponencia. … La conferencia completa también se puede consultar en la siguiente dirección: http://www.totalwebcasting.com/view/?id=hcf#

Wauchope, de “nuclear-news.net” me comentó que un futuro espera realizar otras conferencias sobre las armas nucleares, sobre el secretismo, la censura y las mentiras de la Industria Nuclear, todo ello relacionado con la economía y la política, el medio ambiente y los efectos sobre el clima, la destrucción de la cultura indígena por la minería de uranio en Australia, Canadá y los Estados Unidos.

La Conferencia organizada por Caldicott es un primer paso hacia la apertura de la puerta de los oscuros secretos y los daños ocasionados por la Industria Nuclear, y pone una estaca a ese vampiro que está chupando la vida de todos los seres vivos.

Richard Wilcox tiene un doctorado en Estudios Ambientales de una ciencia social, perspectiva holística, Es profesor en varias Universidades de Tokio, Japón. Se puede leer su entrevista más reciente con Jeff Rense. Muchos de sus artículos sobre medio ambiente se pueden consultar aquí. Lea otros artículos de Richard Wilcox.

Referencias:

1. Gerald Celente – Trends In The News – “Air Strikes For Peace!” – (3/25/13)
http://www.youtube.com/watch?v=xezfOrhg9EE

2. Nuclear Power: The Politics of Power and Control
http://www.dianuke.org/nuclear-power-the-politics-of-power-and-control/

3. Fukushima Nuclear Situation ‘Deteriorating’
http://rense.com/general95/fuknucl.html

4. The Medical and Ecological Consequences of the Fukushima Nuclear Accident
http://www.totalwebcasting.com/view/?id=hcf#

5. Nuclear-news
http://nuclear-news.net/

6. Helen Calicott biography
http://ifyoulovethisplanet.org/dl/caldicott_bio.pdf

7. Helen’s War: Portrait of a Dissident (2004)
http://www.youtube.com/watch?v=5h7qiAy5LeM

8. Peter Montague, The Environmental Causes of Cancer
http://www.counterpunch.org/2005/11/04/why-we-can-t-prevent-cancer/

9. Rense & Jeffrey Smith – New Monsanto Attack – Total DNA Control
1/2 – http://www.youtube.com/watch?v=Vq8vERo2Qjk
2/2 – http://www.youtube.com/watch?v=PY1hnumfIOI

10. Chemtrails
http://educate-yourself.org/ct/

11. Cell Phone Carriers & the FCC: Cozy & Colluding – An Industry Insider Speaks Out
http://microwavenews.com/news-center/cell-phone-carriers-fcc-cozy

—-

Fuente: http://www.activistpost.com/2013/04/conference-highlights-fukushima.html#more

Etiquetado como: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

1 Respuesta »

Trackbacks

  1. Julio de 2013: viaje a la zona del desastre nuclear de Fukushima | noticias de abajo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Entradas agrupadas por mes de publicación

A %d blogueros les gusta esto: