"Ni la Ciencia oficial y consagrada ni otra fe ninguna puede hacer más que procurar que se cumpla lo previsto, que no se haga más que lo que está hecho, y que no nos pase nada del otro mundo". Mentiras principales, Agustín García Calvo

Por qué la Unión Europea no merece el Premio Nobel de la Paz

Por David Swanson, 12 de octubre de 2012

Dissident Voice

 

Sí, en efecto, es un hecho reconocido que en Europa no ha habido una guerra entre dos países que formen parte de ella, a excepción de aquel asunto de Yugoslavia, desde la Segunda Guerra Mundial. Esta es una demostración de que se puede optar por resolver los conflictos sin que llegue a estallar una guerra. Es un testimonio de los esfuerzos a favor de la paz, de los procesamientos de la posguerra para penalizar los crímenes de guerra, la reconstrucción llevada a cabo por el Plan Marshall y…. y otras cosas mucho menos nobles, y mucho menos dignas del Premio Nobel.

Fue voluntad de Alfred Nobel, allá por 1895, que se entregase un premio “a la persona que haya realizado esfuerzos para alcanzar la fraternidad entre las naciones, la abolición o reducción de los ejércitos y la promoción de congresos para la paz”. Fredrik Heffermehl encabezó un esfuerzo para que el Comité del Nobel acatase su voluntad. Ahora se han superado a sí mismos, pero en sentido contrario.

Europa no es una persona. No ha realizado durante el año pasado, que es uno de los requisitos, o incluso durante las últimas décadas, ningún esfuerzo para una mayor fraternidad entre las naciones. Que pregunten en Libia. Que pregunten en Siria, o en Afganistán. O escuche lo que dicen en Irak. Lejos de están de eliminar o reducir los ejércitos permanentes. Europa se ha unido a los Estados Unidos en los conflictos armados que intentan imponer su voluntad en el mundo.

Había otros buenos candidatos o candidatos potenciales, incluso hasta de cierta relevancia.

Ahora los candidatos a Premio Nobel casi se han garantizado, por segunda vez, un discurso a favor de la guerra en la aceptación del Premio. No recuerdo muy bien quién fue el primero, pero se lo diré nada más terminen las elecciones en Estados Unidos, cuando usted esté en mejores condiciones para escucharme.

¡Qué vergüenza que el Premio Nobel de la Paz necesite de premios alternativos que no van a parar a belicistas! ¡Qué vergüenza además que vaya a personas que no estén a la altura de la voluntad de Nobel!

¿Quizás es que Nobel pidió demasiado cuando dijo que el premio se otorgase a quién trabajase por la abolición de la guerra?

Occidente está tan enamorado de sí mismo que muchos celebran este premio como un éxito. ¡Seguramente es que piensen que si bien Europa no hace la guerra consigo misma no tiene importancia hacerla con el resto del mundo! Imagínense cuantas personas de raza blanca podrían haber muerto si Europa hubiese hecho la guerra contra sí misma. Al dirigir las amenazas hacia el exterior y participar en guerras humanitarias y guerras filantrópicas, Europa nos ha llevado más allá de la abolición ingenua de las guerras, abriendo de este modo otras muchas posibilidades. Ah, y murieron algunas personas de piel oscura. Pero estamos observando el panorama completo.

¿Acaso esto no asusta a nadie?

David Swanson es un activista contra la guerra. Lea otros artículos de David, o visite su sitio web.

 

 

Etiquetado como: , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Entradas agrupadas por mes de publicación

A %d blogueros les gusta esto: