"Ni la Ciencia oficial y consagrada ni otra fe ninguna puede hacer más que procurar que se cumpla lo previsto, que no se haga más que lo que está hecho, y que no nos pase nada del otro mundo". Mentiras principales, Agustín García Calvo

El catalizador de energía de Rossi presenta una densidad energética 10 veces superior a cualquier fuente convencional de energía

Por Lisa Zyga, 23 de mayo de 2013

Phys.org

A la izquierda se puede observar el cilindro de cerámica, que se calienta de forma visible en un experimento realizado en noviembre de 2012. En esta prueba, el dispositivo se calentó tanto que el cilindro interno de acero que contenía el combustible se recalentó y llegó a fundirse. Las pruebas posteriores fueron realizadas a temperaturas más bajas. A la derecha, los datos de temperatura tomados por una cámara termográfica. Imagen: Levi y otros.

A la izquierda se puede observar el cilindro de cerámica, que se calienta de forma visible en un experimento realizado en noviembre de 2012. En esta prueba, el dispositivo se calentó tanto que el cilindro interno de acero que contenía el combustible se recalentó y llegó a fundirse. Las pruebas posteriores fueron realizadas a temperaturas más bajas. A la derecha, los datos de temperatura tomados por una cámara termográfica. Imagen: Levi y otros.

(Phys.org).- En las pruebas del catalizador de Andrea Rossi (E-Cat), que promete la producción de energía barata y limpia para todo el mundo, se siguen planteando tantas preguntas como respuestas. Varios científicos han realizado nuevas pruebas independientes en dos prototipos de E-Cat en condiciones controladas y utilizando instrumentos de alta precisión. En un documento publicado en arXiv.org, los investigadores llegan a la conclusión de que el E-Cat, aún considerando las mediciones más conservadoras, produce un exceso de calor, con una densidad energética resultante de al menos un orden de magnitud por encima, y por lo tanto con valores más altos que cualquier otra fuente convencional de energía, incluida la gasolina.

De los siete científicos que redactaron el documento, dos son de Italia (Giuseppe Levi, de la Universidad de Bolonia y Evelyn Foschi, de Bolonia) y cinco son de Suecia (Torbjörn Hartman, Bo Hoistad, Roland Pettersson y Lars Tegnér de la Universidad de Uppsala, y Hanno Essén del Instituto Real de Tecnología de Estocolmo).

Essen, que presentó el documento, es profesor asociado de Física Teórica en el Real Instituto de Tecnología de Suecia y ex Presidente de la Sociedad de Escépticos de Suecia:

He seguido durante dos años las pruebas del catalizador de Rossi y he participado en dos experimentos (incluido el actual), y leído lo publicado por fuentes más o menos independientes. Mi impresión general es que debe haber algo allí, pero los científicos deben tener cuidado hasta que todo esté controlado y sea revisado de nuevo”.

Essen dijo que que hay planes para presentar el documento en una revista revisada por pares, a pesar de que entienden que es bastante difícil. Si bien el tema es controvertido, explicó que su participación ha merecido la pena.

Me involucré en el proyecto por primera vez cuando el inventor de la nueva fuente de energía confirmó que estaba dispuesto a permitir la observación y la realización de controles. Siempre existe el riesgo de que la carrera de uno se vea perjudicada, pero para mí la máxima prioridad la tiene la curiosidad científica”.

Andrea Rossi no participó en el experimento. Sin embargo, las pruebas se realizaron con prototipos de E-Cat construidos por Rossi, que se encuentran en las instalaciones que Rossi tiene en Ferrara, Italia.

Se presentan los resultados de dos ensayos realizados con dos prototipos diferentes, llamados E-Cat HT y E-Cat HT2. La primera prueba fue realizada por Levi y Foschi en diciembre de 2012, mientras que la segunda se llevó acabo en marzo de 2013 por siete científicos. Aunque E-Cat HT2 tiene varias mejoras respecto a E-Cat HT, ambas pruebas revelaron el mismo resultado: una mayor cantidad de calor del esperado a partir de cualquier fuente de energía química conocida.

El diagrama de Ragone muestra la densidad energética de diversas fuentes. Se ha ampliado el diagrama para mostrar las estimaciones de producción de energía del Catalizador de Rossi en las pruebas de marzo de 2013, así como los valores conocidos del Plutonio 238. Crédito imagen: Diagrama preparado para Forbes por Alan Fletcher, basándose en otro de Ahmed F. Ghoniem (“Necesidades, recursos y cambio climático: tecnologías limpias y eficientes”, Progress in Energy and Combustion Science 37 (2011), 15-51, fig. 38

El diagrama de Ragone muestra la densidad energética de diversas fuentes. Se ha ampliado el diagrama para mostrar las estimaciones de producción de energía del Catalizador de Rossi en las pruebas de marzo de 2013, así como los valores conocidos del Plutonio 238. Crédito imagen: Diagrama preparado para Forbes por Alan Fletcher, basándose en otro de Ahmed F. Ghoniem (“Necesidades, recursos y cambio climático: tecnologías limpias y eficientes”, Progress in Energy and Combustion Science 37 (2011), 15-51, fig. 38

De acuerdo con las mediciones y cálculos realizados por los investigadores, el E-Cat HT y el E-Cat HT2 tienen unas densidades energéticas de 680.000 Wh/kg y de 61 millones Wh/kg respectivamente. Incluso con una evaluación imprecisa, que probablemente subestime la producción de energía de forma significativa, los investigadores obtienen unos valores que son superiores en un orden de magnitud al resto de fuente de energía convencionales. Teniendo en cuenta que la gasolina tiene una densidad energética de 12.000 Wh/kg , los valores obtenidos son extraordinarios y superan al resto de tecnologías conocidas hasta ahora ( Véase: http://blogs.elpais.com/coche-electrico/2012/12/los-combustibles-mas-energeticos.html)

Sigue resultando desconocida la reacción química que produce tanta energía térmica. Si bien en un principio se dijo que era un tipo de fusión fría, cuando Rossi la dio a conocer hace unos años, la mayoría de los científicos sospechan que el mecanismo que encierra sea posiblemente una reacción nuclear de baja energía (LENR), pero no se trataría de fusión. Si la reacción consiste en la conversión de una moneda en cobre, entonces se trataría de una transmutación.

Los científicos se sintieron algo frustrados cuando no se les permitió observar el interior del cilindro de acero que alberga el combustible, que es una mezcla de polvo de níquel, hidrógeno y un misterioso catalizador compuesto de aditivos desconocidos. Este catalizador es un secreto comercial e industrial, y eso hace imposible que los científicos independientes puedan entender exactamente cómo funciona el dispositivo.

Resulta frustrante observar este misterioso fenómeno, pero no se nos permite investigar el dispositivo en su totalidad. Entiendo que los inventores estén interesados en su posible aplicación comercial, lo que requiere del mantenimiento del secreto industrial”, dijo Essen.

Rossi_Cat5

Los científicos sólo podían hacer funcionar el dispositivo, medir la energía calorífica producida y compararla con la energía introducida en el dispositivo para calcular los extraordinarios valores obtenidos. También podían evaluar los prototipos en cuanto a las potenciales emisiones radioactivas, las cuales no se encontraron.

El diseño básico del catalizador de energía (E-Cat), en ambas versiones, se compone de tres cilindros: un cilindro externo de cerámica (33 cm. De largo por 10 cm. De diámetro, es decir, aproximadamente lo que mide un bolo); un cilindro de cerámica más pequeño situado en el interior del otro, compuesto por bobinas de alambre; y finalmente un cilindro de acero que contiene el combustible. Tiene sólo 3 mm de espesor y 33 mm de diámetro, es decir, no mucho mayor que una moneda. Mediante la comparación de los pesos del cilindro de acero cuando contiene el combustible y cuando está vacío, los investigadores estimaron el peso del combustible de la prueba realizada en marzo en aproximadamente 0,3 gramos.

Cuando la energía alimenta las bobinas de alambre ( no más de 360 W) del cilindro central, se produce una gran cantidad de calor. Los científicos utilizaron una cámara termográfica para medir la temperatura de la superficie del E-Cat durante todo el tiempo que duraron las pruebas, que fueron de 96 horas y de 116 horas respectivamente. También supervisaron de manera continuada la alimentación eléctrica que se suministraba a las bobinas. En la primera prueba, la potencia de entrada fue constante, mientras que en la segunda prueba los científicos experimentaron con el encendido y apagado de la alimentación eléctrica para comprobar su funcionamiento autosuficiente. En modo autosostenible, se observó un calentamiento periódico y un ciclo de enfriamiento que merece un mayor estudio.

Para investigar si realmente hay algo especial en el combustible en polvo colocado en el cilindro más pequeño, los investigadores realizaron una prueba ficticia con un cilindro vacío. Realizaron la prueba en marzo con el E-Cat HT2 durante aproximadamente 6 horas, tomando el mismo tipo de mediciones que cuando el cilindro estaba cargado con el combustible. No se producía ninguna emisión adicional de calor más allá de los esperado a partir de la corriente eléctrica de entrada. Independientemente del tipo de catalizador que se encuentra en el catalizador, es indispensable para generar el exceso de energía. Si los científicos que trabajan en áreas relacionadas van a considerar o no estas pruebas, está por ver, pero los siete científicos autores del presente trabajo se tomaron todas las precauciones posibles, dadas las circunstancias, para que fuese una investigación válida. En casi todos los pasos de sus mediciones y cálculos, los científicos subrayaron que adoptaron los métodos más conservadores con el fin de no sobreestimar la energía generada por el dispositivo.

Hasta ahora se ha recibido una respuesta en la web por parte de Steven B. Krivit de New Times Energy, argumentando que Rossi ha manipulado a los científicos para crear la ilusión de una prueba independiente, mientras que los artículos en Pure Energy Systems y Forbes, dan su apoyo.

Al final de su artículo, los investigadores dijeron que tienen prevista la realización de otra prueba durante este verano. Este experimento tendrá una duración de 6 meses, a fin de monitorear el comportamiento del E-Cat funcionando durante un largo período, pudiendo ayudar a los científicos a tener una mejor comprensión de la procedencia de este exceso de energía.

Fuente: http://phys.org/news/2013-05-rossi-e-cat-energy-density-higher.html

About these ads

Etiquetado como: , , , , , ,

Clasificado en:Energía nuclear, Régimen energético

1 Respuesta »

Trackbacks

  1. Si hay alternativas y hay gente que las propone sin problema. « El Mundo Despierta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Entradas agrupadas por mes de publicación

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 560 seguidores

%d personas les gusta esto: