"Ni la Ciencia oficial y consagrada ni otra fe ninguna puede hacer más que procurar que se cumpla lo previsto, que no se haga más que lo que está hecho, y que no nos pase nada del otro mundo". Mentiras principales, Agustín García Calvo

Hachazo a los servicios públicos británicos

Por Ridhwan Saleem / 30 de octubre de 2010

El millonario canciller George Osborne, ha levantado el hacha contra el pueblo de Gran Bretaña con los mayores recortes del sector público y social de toda su historia. Medio millón de trabajadores del sector público van a perder su puesto de trabajo, con la razón de que es necesario acabar con el déficit de las cuentas públicas, que tienen un déficit anual de 155 mil millones de libras, dejado por el Partido Laborista (1). Los principales economistas mundiales han elogiado el coraje de Osborne y la coalición de gobierno ha levantado el pulgar, hacia arriba. Hasta el viejo Rupert Murdoch salío a la palestra para aplaudir la decisión.

“Muy duro y difícil de tragar”, dijo el multimillonario cuando informó en público (2), que por desgracia no explicó por qué la gente tenía que tomar tan amarga medicina. ¿Tal vez es porque nosotros fuimos responsables de la crisis de la banca, y creamos un enorme agujero en las cuentas públicas? Claro, fue culpa nuestra, y ahora estamos enfermos y necesitamos una medicina fuerte.

Aquellos que tienen lapsus de memoria han cambiado su retórica en los medios de comunicación. Se menciona poco la crisis bancaria y se pone el énfasis en culpar del enorme agujero en las cuentas públicas al anterior gobierno laborista. “Los recortes son necesario”, se repite una y otra vez de forma continua a la gente.

Apenas se hace referencia a la razón real del enorme déficit, al hecho de que miles de millones de libras se gastaron del erario público para rescatar a las grandes corporaciones privadas, es decir, los bancos, con el temor inminente de colapso. Este olvido es tal vez comprensible, ya que medio millón de personas que trabajan duro se enfrentan a despedidos, y la razón no es otra que está situación creada en muchas familias era necesaria para proteger las fortunas de los ricos inversores privados.

La historia es que era necesario para “salvar “los bancos por el bien de todos, incluido el público, que habría sufrido igualmente cuando el sistema financiero se derrumbó. Ninguna explicación se da y sólo se espera que la gente lo acepte. Aunque la gente común pueda tener un interés menor en el sistema financiero mundial, a través de la participación en fondos de pensiones o de inversión en acciones, es la elite de ultra-ricos del mundo los que están principalmente interesados, haciendo enormes beneficios en un sistema que está diseñado para producir dinero sin dinero.

El gobierno afirmó que estaba actuando en interés de la gente al intervenir para “salvar” a los bancos e instituciones financieras, cuyas acciones iban en picado, pero omitió aclarar que por “gente” se entendía sólo a las personas que cuentan, es decir, los ricos de la sociedad. El Gobierno inició la compra de las acciones devaluadas rápidamente, con los precios de antes de las crisis con el dinero público de los contribuyentes, de modo que los accionistas privados no sufrieran grandes pérdidas en sus fortunas personales.

Los ahorros de la gente corriente (hasta 35mil libras ) estaban protegidos por los Servicios de Compensación del Gobierno Financiero (FSCS), pero se comenta en la prensa que se engañó a la gente en lo referente a la salvaguarda de sus ahorros. Al rescatar a los bancos y al Sistema Financiero, se estaba velando por los intereses de la elite mundial rica, no por los intereses de la gente corriente.

El anuncio impactante hecho por Alastair Darling hace ahora dos años, en lo referente a un paquete de rescate por la asombrosa cifra de 500 mil millones de libras para los bancos, es ahora un recuerdo lejano. En ese momento, el público británico creía que “el interés de los contribuyentes estaba siendo protegido”. Darling dijo que estaba “muy claro que a cambio de todo esto, el contribuyente tiene que dar algo a cambio. En relación a los préstamos a las pequeñas empresas, en relación a las hipotecas … eso es importante también. “(3). A cambio de ese rescate por parte del erario público, los bancos debían devolver el favor con préstamos a las pequeñas empresas, ofrecer hipotecas a las gente, y pagar los miles de millones que se les dio una vez que se levanten de nuevo.

Pero eso fue hace mucho tiempo, y pronto lo olvidaron los medios de comunicación y los comentaristas más populares. Parece ser que es tarea de los ciudadanos pagar las enormes deudas por las grandes cantidades dadas a los bancos en dificultades. Joe Smith, asistente social de los trabajadores en el consejo local, el que pierda su trabajo no será capaz de pagar su hipoteca o comprar a sus hijos algún regalo de Navidad, puede deprimirse e incluso intentar suicidarse, pero la gente tiene que tragar la amarga ” medicina “. Rupert Murdoch, el hombre/dinero arquetípico, “no tiene excusas” para estos vividores que “se han acostumbrado a mirar hacia el gobierno , para su vivienda, para su atención médica, para su retiro ( 2). Sin llegar a decirlo, el mensaje entre líneas es que la enorme deuda del país se debe al trabajo de cuidado excesivo e irresponsable de los sectores público y ahora es el momento para un movimiento contrario, al estilo de Thatcher. Este desplazamiento de la culpa de la enorme deuda pública del verdadero culpable, los bancos internacionales, a un imaginario, sólo puede llevarnos a conclusiones ominosas sobre el papel de los medios de comunicación mundiales y a cuyos intereses sirve.

Así que el país está en deuda masiva y es responsabilidad de todos para sacarnos de este lío. “Todos estamos juntos en esto”, como Cameron y compañía siguen diciéndonos, un mantra fielmente tomado por los medios de comunicación de noticias y comentaristas de la corriente del poder. Sin embargo, el Instituto de Estudios Fiscales anunció que los más pobres serían los más afectados, y “las familias con niños … los grandes perdedores.” (4)

Muchas personas no entienden los intrincados detalles del sistema financiero y la confianza de que los medios de noticias son una fiable fuente de información, especialmente la gran BBC. Una pregunta que no se discute a menudo cuando se habla de la enorme deuda pública es: ¿qué deuda tiene exactamente el país? Parece ser una pregunta obvia e importante. En términos generales el gobierno habla, aumenta el capital mediante la venta de bonos que rinden interés para los inversores. Una vez más, son los inversores ricos los que pueden comprar y sacar provecho de la deuda del país.

Así que se vierten cientos de miles de millones de libras del dinero de los contribuyentes para rescatar a las empresas de propiedad privadas, de accionistas ricos, para evitar que incurran en pérdidas potencialmente enormes de sus fortunas personales. Tomamos prestado la mayor parte de este dinero del mismo grupo financiero internacional del cual hemos conseguido un libertad bajo fianza., y ahora tenemos que sufrir recortes masivos en los servicios públicos, a pesar de las trágicas historias personales, y teniendo que devolverlos con las generosas cantidades en intereses añadidos.

El Estado, bajo la dominación de las grandes empresas, con los medios de comunicación como su brazo de relaciones públicas, ha estado transfiriendo dinero público a manos privadas durante décadas a través de diversos medios innovadores, un proceso que Chomsky llama de manera sucinta la privatización “de las ganancias y socialización de riesgo ” (5).

El público británico, y la gente común de todas las naciones, han sido robados en plena luz del día. Pero ¿dónde están las notas de protesta? ¿Por qué el gobierno británico intervine con cientos de miles de millones para salvaguardar los intereses de los ricos, pero no puede dejar de lado una fracción de esta cantidad para el trabajo duro de la gente en sus puestos de trabajo ordinario y para sus medios de subsistencia?

Bienvenidos al Nuevo Orden Mundial.

[…]

Notas:

“OECD welcomes the Osborne cuts and praises ‘far-reaching’ plan to tackle deficits.” Daily Mail, 22 Oct 2010. [↩]
Murdoch, R. Inaugural Margaret Thatcher Lecture, 21 Oct 2010. [↩] [↩]
“Bank bailout: Alistair Darling unveils £500billion rescue package.” The Telegraph, 08 Oct 2008. [↩]
“Spending review cuts will hit poorest harder, says IFS.” guardian.co.uk, Thursday 21 October 2010. [↩]
“Interview with Noam Chomsky,” The Daily Banter. October 30, 2008 [↩]

Artículo completo, en inglés:

http://dissidentvoice.org/2010/10/wielding-the-axe-against-britain’s-public-services/

Dr. Ridhwan Saleem se graduó en el Kings College de Londres con una licenciatura en medicina y se especializó en psiquiatría. Sus andanzas lo llevaron al postgrado en el campo de la teología islámica, que estudió durante varios años, y que actualmente enseña en la Escuela oeste de Londres de Estudios Islámicos.

About these ads

Etiquetado como: , , , , , , ,

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Entradas agrupadas por mes de publicación

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 560 seguidores

%d personas les gusta esto: